jueves, 3 de enero de 2008

Google Desktop al rescate

La semana pasada estaba preparando un documento y, a punto de terminarlo, lo guardé en un formato incorrecto que lo hacía del todo inservible. Había pasado horas trabajando con un TXT en Microsoft Word y, al hacer un sencillo cambio y no guardarlo como DOC, me quedé con un archivo inútil.

Creía haber guardado minutos antes una versión en TXT en alguna parte de la red, así que lancé mi fiel Google Desktop por si sonaba la flauta. Lamentablemente, no era el caso, pero Google me tenía reservada una sorpresa: una versión anterior guardada automáticamente en la caché del indexador.

Se trata de una función que desconocía hasta entonces y sí está documentada. Concretamente, Google dice:

Control de versiones de archivos
Google Desktop crea copias (instantáneas) en caché de tus archivos y de otros elementos cada vez que los modificas, y almacena estas copias en el disco duro de tu equipo. Esta función permite usar Desktop para encontrar versiones anteriores de los archivos o localizar los archivos que se han eliminado por error.

En mi Ubuntu ahora mismo estoy usando Tracker, principalmente porque es software libre y Google Desktop no, pero habrá que sopesar los pros y los contras más a fondo. Total, uso la versión propietaria de Flash en lugar de la libre (Gnash) y el controlador oficial de Nvidia. Una cosa es apoyar el software libre y otra hacer el panoli.

Recuerdo cuando en 2002 hice una presentación en Documentación sobre las características "ocultas" de Google. Cuando le comenté a mis compañeros que iba a hablar de Google, me decían que vaya cara que tenía, hablando de algo que no tenía misterio alguno. Por aquel entonces sólo era un buscador, pero las opciones avanzadas de búsqueda (y su utilidad para el traductor) dieron para unos buenos 30 minutos, y porque había que irse, que si no... Al acabar, más de uno y más de dos me felicitó, como si hubiera descubierto la cuadratura del círculo. Total, como nadie se lee los manuales...

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Nota: solo los miembros de este blog pueden publicar comentarios.